Saltar al contenido
Sofrología: Salud Emocional y Mental ▷▷ EmocionalMente OK

¿El ataque de pánico tiene cura?

Ataques de pánico: Cómo llegan y cómo se van

Imagina que un día vas caminando por la calle. Todo parece tranquilo, pero de pronto comienzas a sentirte extrañ@: algo no está bien, de la nada sientes miedo, tu corazón comienza a acelerarse, te sudan las manos, te cuesta respirar y sientes opresión sobre tu pecho…todo comienza a verse borroso, como en un mal sueño. Entonces, aparece la peor sensación: empiezas a creer que estás enloqueciendo, estás perdiendo el control sobre tu cuerpo, tus pensamientos… estás teniendo un ataque de pánico.
¡Ahora puedes acceder a tu cita desde cualquier parte del país y del mundo!
Dra. Olga Lucia Ronderos
Sofróloga Clínica

Pero… ¿Qué es exactamente un ataque de pánico?

Un ataque de pánico puede definirse como un periodo en el que, de manera impredecible e inmediata, sentimos un miedo irracional que va acompañado de varios síntomas propios del miedo o el pánico, como la sudoración y la taquicardia.

En la mayoría de los casos, no podemos predecir un ataque de pánico. Sin embargo, podemos calmarlo o, por lo menos, aminorar los síntomas.

La duración de un ataque de pánico es relativa: puede durar segundos, minutos, y en los casos más extremos, incluso más de una hora.

Por lo general, una vez sufrimos un ataque de pánico, el miedo irracional se convierte de pronto en un miedo a la locura e incluso a la muerte. Sin embargo, debes saber que tener un ataque de pánico NO representa un peligro real para ti o para tu salud. Es incómodo, sí, bastante, pero NO es peligroso.

Y aunque sus causas se desconocen…

Parece que la genética juega un papel importante en el hecho de que tú llegues a experimentar alguno. Se ha demostrado que una liberación excesiva de catecolaminas, que son unas sustancias que provocan la taquicardia, los temblores, la agitación y el nerviosismo, puede ocasionar que sufras un ataque de pánico.

Por supuesto, la liberación de esta sustancia puede ocurrir ante un estímulo determinado que, de alguna forma, genere en ti un estado de ‘alerta’, sea de forma consciente o inconsciente.

Ahora, estarás preguntándote:

Biológicamente ¿qué pasa en mi cuerpo durante un ataque de pánico?

Aquí es donde entenderás lo común que puede ser un ataque de pánico, pues estos se consideran como una respuesta biológica de los seres vivos al sentirse en estado de peligro o alerta.

Lo que los vuelve tan incómodos es que, al no estar realmente en peligro, cuando nuestro organismo se llena de adrenalina y noradrenalina, no hacemos uso de esa energía, lo que desemboca en sensaciones muy potentes para nuestro organismo.

Debes saber que la sensación de miedo o amenaza produce muchos cambios a nivel físico en tu cuerpo: aumenta tu presión arterial, suben los niveles de glucosa en la sangre, así como tu coagulación sanguínea.

Todo esto está preparándote para un posible enfrentamiento o una posible huida ante la amenaza. Y como esta amenaza no existe, toda esa energía necesita ‘desahogarse’, y es allí donde llegan los incómodos síntomas:

Esto es lo que sientes cuando tienes un ataque de pánico:

Es importante que sepas que no siempre que tienes un ataque de pánico, experimentarás todos estos síntomas. Sin embargo, es común que la mayoría aparezca en algún episodio de este tipo.

  • Palpitaciones o elevación de la frecuencia cardíaca.
  • Sudoración excesiva, sobre todo en manos y nuca.
  • Temblores o sacudidas musculares.
  • Sensación de falta de aire o ahogo.
  • Sensación de nudo en la garganta.
  • Visión borrosa.
  • Mareos.
  • Náuseas.
  • Sensación de opresión en el pecho.
  • Pérdida del equilibrio.
  • Desrealización, o sensación de que nada de lo que pasa es real.
  • Despersonalización, o sensación de estar separado de ti mismo.
  • Sensación de hormigueo en las manos y otras partes del cuerpo.
  • Baja temperatura en las extremidades.
  • Miedo a perder el control.
  • Miedo a perder la razón.
  • Miedo a morir o quedar en coma.
  • Escalofríos.

Ahora, una pregunta muy común para quienes han vivido una o más de una vez este grupo de síntomas, es:

¿Tienen consecuencias los ataques de pánico?

Vivir un ataque de pánico puede ser una experiencia muy traumática. Por lo general es una sensación que jamás olvidas, pues es tan intensa que, en muchos casos, puedes comenzar a gestar un miedo al miedo, es decir: miedo a volver a sentir un miedo de ese nivel.

Las consecuencias de vivir con ese ‘miedo al miedo’ pueden relacionarse con cambios en tu conducta y en tus hábitos. En muchas ocasiones, este trastorno puede desembocar en ‘agorafobia’, o el miedo a estar en lugares abiertos, llenos de gente, o sitios donde no te sientas 100% [email protected] en caso de una crisis.

Que no cunda el pánico

Pero [email protected] He conocido muchas personas que han superado el trauma que les han dejado los ataques de pánico y que hoy viven su vida sin miedo a un nuevo ‘ataque inesperado’.

¿Cómo calmar un ataque de pánico?

Aquí te dejo los mejores tips que conozco para calmar un ataque de pánico al momento de tenerlo:

  1. Reconoce que lo que estás sintiendo puede ser un ataque de pánico.
  2. Respira profundamente.
  3. Cierra los ojos mientras respiras.
  4. Concéntrate únicamente en tu respiración.
  5. Repite en tu cabeza o en voz alta: todo está bien.
  6. Enfócate en algo que amas o en un recuerdo feliz.
  7. Por último, lleva siempre contigo alguna esencia floral que te relaje, como la lavanda.

[email protected], todos podemos sufrir una crisis de ansiedad o un ataque de pánico en algún momento de la vida

Como te dije antes, un ataque de pánico no constituye un peligro real. Aunque te parezca que vas a tener un infarto o que te has vuelto totalmente [email protected], solo se trata de un episodio temporal que, con voluntad y un acompañamiento profesional, aprenderás a gestionar de la mejor manera.

Existen varias opciones de tratamiento. Las principales están relacionadas con la psicoterapia y los medicamentos, pero es la psicoterapia la que te ayudará a ser consciente y a comprender cuándo y por qué surgen tus propios ataques, y la que, con el tiempo, te servirá para que aprendas a controlarlos.

¿Dónde puedo encontrar ayuda?

En www.emocionalmenteok.com, hallarás las herramientas que necesitas para aprender a reconocer y gestionar tus miedos y emociones para mejorar tu salud y tu calidad de vida.

También encontrarás un espacio personalizado desde tu casa a través de videoconferencia, donde te sentirás có[email protected] y donde tendrás la misma efectividad y accederás a todos los beneficios de la misma forma que en una cita presencial, como lo acreditan los estudios de la Universidad de Zürich.

Ingresa ahora a www.emocionalmenteok.com, pide una pre consulta GRATIS,
y ¡comienza desde hoy a mejorar tu vida!

Mi nombre es Olga Lucía Ronderos, soy Sofróloga Clínica con más de 28 años de experiencia, y me gustaría acompañarte en este proceso desde una mirada profesional, garantizándote resultados positivos en el menor tiempo posible.

Abrir Chat
¡Hola! Soy la Dra. Olga Lucia Ronderos
¿En qué te puedo ayudar?